Olga García Rodríguez de Técnicas Hipopresivas Valladolid, entrenadora especializada en técnicas posturales y colaboradora con el equipo beFitness, nos explica todo lo que necesitamos saber sobre Las Técnicas Hipopresivas.

¿Qué son las Técnicas Hipopresivas?
Las Técnicas Hipopresivas son un método de entrenamiento que facilita la regulación del tono muscular. Aumentan el tono de los músculos que tienen defecto del mismo y disminuye los excesos de tono de los que acumulan tensiones derivadas de vicios posturales. Esto es lo que se conoce como normotonización.

Concretamente, los ejercicios hipopresivos trabajan la musculatura del abdomen sin esfuerzo sobre la misma, para conseguir que aumente el tono de reposo, es decir, que en relajación, esta musculatura esté tonificada sin necesidad de estar pendiente de meter o contraer barriga. Por ello, tras la práctica de los abdominales hipopresivos se consigue reducir cintura.

Foto Olga Hipopresivos

¿Cuáles son sus beneficios?
Este sistema de entrenamiento proporciona beneficios como:
Mejora postural.
Reducción del perímetro de la cintura.
Tonificación de la faja abdominal y el suelo pélvico.
Alivio y prevención del dolor cervical y de espalda.
Frenar y prevenir la incontinencia urinaria.
Mejora de la función respiratoria.
Incremento de la fuerza, el equilibrio y el rendimiento deportivo.
Mejora de la circulación sanguínea.
Aumento del metabolismo.
Mejora de las prestaciones sexuales tanto en hombres como mujeres.
Incidencia positiva en el sistema emocional.

¿Cuàles son los objetivos de este metodo de entrenamiento?
Uno de los objetivos prioritarios de las Técnicas Hipopresivas es descomprimir las vértebras, de manera que las lumbalgias, dorsalgias y otras molestias de espalda disminuyen o desaparecen.

Además al trabajar con baja presión, se previenen las hernias, tanto discales como umbilicales e inguinales, además de la caída de los órganos internos (vejiga, recto, útero,…) y la incontinencia urinaria.

Otro objetivo es la potenciación de los músculos respiratorios, lo que ayuda a resolver diversos problemas respiratorios como puede ser el asma.
La liberación de las tensiones del diafragma y el contexto rítmico en el que se llevan a cabo las respiraciones tiene repercusiones muy positivas en el sistema emocional.

También cabe destacar que la aspiración diafragmática que se practica, ayuda a la mejora del retorno venoso tanto en la zona pélvica como en las extremidades inferiores, proporcionando con esto una mejora de las relaciones sexuales y de la circulación sanguínea.

¿Son necesarias para los deportisitas profesionales?
Son altamente recomendables a los deportistas de competición ya que las fases del entrenamiento realizadas en apnea espiratoria hacen mejorar la EPO, en mayor proporción que en los entrenamientos en altura.
Este aspecto junto con la mejora de la postura, equilibrio, fuerza y respiración, provocarán importantes avances en aquellas personas que quieran un mejor rendimiento en el deporte de competición.

¿Quiénes deben impartirlas?
La aplicación de este sistema de entrenamiento debe realizarse por fisioterapeutas o entrenadores debidamente certificados en esta disciplina para que se lleve a cabo con la armonía, exigencia y rigor que estas técnicas precisan.

¿Quiénes pueden practicarlos?
Estas técnicas son aptas para todo el público, siempre que presenten un estado de salud favorable para su práctica y bajo la autorización de un especialista que apruebe su realización.

Gracias Olga García Rodríguez, por compartir con nosotros tus conocimientos.
Podéis encontrar a Olga en su fanpage Técnicas Hipopresivas Olga García Valladolid o en el centro deportivo Lasa Sport de Valladolid.

El equipo beFitness. Síguenos en facebook befitnessteam y en instagram befitnesscarla.

Deja una respuesta

No hay comentarios aún.